Sin música no hay baile

La enseñanza de Música la están recomendando los científicos que demuestran con sus estudios, que esta materia es de enorme importancia en el desarrollo físico, emocional e intelectual de los pequeños.

La Música amansa las fieras

La Música tiene la gracia de acercar y unir a las personas. La frase proverbial «la música amansa las fieras», que hace alusión a su efecto tranquilizador, tanto sobre los animales como sobre los humanos, encierra un entendimiento pacífico entre culturas, países y personas.

Ya en los comienzos del siglo XX, un grupo de músicos y pedagogos demostraron que la educación temprana en Música, aportaba resultados exitosos a corto plazo y que esta enseñanza servía para despertar y desarrollar otras facultades.

Hoy se sabe que los niños que viven en contacto con la Música aprenden a socializar mejor con otros niños y desarrolla una mejor comunicación. A una edad temprana la Música les encanta, les da confianza y seguridad en si mismos, les hace más sencillo trabajar en equipo y les hace comprender el respeto hacia sus compañeros y hacia las demás personas. Sin embargo, parece que a usted eso le importa poco. Le importa más crear un sistema de educación puramente mercantilista.

La música en la niñez

Entonar canciones con los niños y escuchar música con ellos, crea fuertes lazos afectivos y hace desarrollar en ellos sus emociones y sentimientos ayudándoles a su crecimiento personal.

Los niños entienden la Música como una fuente de diversión, lo que favorece el proceso de alfabetización, pues las canciones infantiles les hacen ir acompasados, les hacen pronunciar mejor y les hacen entrar en el área de la expresión corporal con sus gestos faciales y con sus movimientos de brazos, piernas y resto del cuerpo.

El ser humano comienza a desarrollar sus habilidades cuando es niño, siempre que sea estimulado para ello y la Música contribuye de una manera muy especial en el desarrollo de la motricidad, en las relaciones con el tiempo y el espacio y en la expresión corporal.

Los primeros años en la vida de un niño son en los que éste comienza a expresarse e integrarse en la sociedad de manera activa y la Música le ayuda a desarrollar logros primero y creatividad después, no solo en lo relacionado con la Música, sino en todas sus actividades habituales.

La Música es una asignatura muy completa, es Matemática pura, lo que les ayuda en el campo de las ciencias. La Música es también lenguaje y esto les ayuda en el campo de las letras, tanto en el aprendizaje del castellano, como en el de sus lenguas vernáculas o en el de otros idiomas extranjeros.

Las niñas y niños que tocan instrumentos musicales, adquieren hábitos posturales correctos y toman conciencia de las posturas nocivas para la columna vertebral, previniendo lesiones y dolencias propias de los errores posturales, tan perjudiciales en esta fase de desarrollo físico.

El niño músico, de adulto

Las virtudes adquiridas en la infancia gracias a la divertida asignatura de Música, perduran en el tiempo. Estudios realizados por científicos de la Universidad de Northwestern (USA), vienen a demostrar que el impacto de la Música en el cerebro de los niños, mientras aprenden a tocar instrumentos, hace que de adultos tengan una mayor capacidad para la observación, atención y concentración, convirtiéndolos en más eficientes y más seguros de si mismos en cualquier faceta de sus vidas.

En estos estudios, comparando adultos que estudiaron Música, con otras personas que no tuvieron formación musical, los adultos con uno a cinco años de estudios de algún instrumento, de adultos tuvieron mejores respuestas del cerebro para comprender una determinada situación y por tanto tomar decisiones correctas.

Mientras que un grupo de profesores de Ciencias de la Comunicación de la Universidad de Northwestern, afirman en sus estudios que «la formación musical de niños, hace escuchar mejor y ser más atentos en el futuro», la Revista Iberoamericana de Educación (ISSN: 1681-5653) habla de la «apertura fantástica de la inteligencia» que se produce en los niños músicos cuando se acercan a los cuatro años.

Arte y cultura

La Música es Arte y el Arte es Cultura y los españoles pedimos Cultura para todos, especialmente para los pequeños. El periodista Carlos del Amor, en su muro en Facebook escribe: «Las palabras más buscadas en el Diccionario de la RAE (Real Academia de la Lengua Española). La primera, Cultura, yo creo que porque se la maltrata tanto que vamos al diccionario a comprobar si sigue significando lo mismo.» y añade: «‘Cultura’ es la palabra más buscada en 2013 en la web de la RAE , Telediario – RTVE.es A la Carta».

Los modernos museos interactivos son auténticos paraísos para los niños en los que está PROHIBIDO NO TOCAR. ¡Ésta sí que es una propuesta fantástica para los niños! ¡Qué invitación tan maravillosa y tan estimulante para el aprendizaje! 

La fábrica de talento

Los niños necesitan aprender con alegría, divirtiéndose, jugando, tocando. Y no hay mejor aliado para ello que la Música.

Entonces, si los talentos no nacen, sino se hacen, ¿por qué inhibirlos? ¿por qué descartarlos desde su infancia? 

España podría estar exportando a raudales su música, su arte y su cultura. Pero para eso previamente hay que hacer una labor de formación de músicos de alto rendimiento y esto solo se pueden lograr comenzando durante la niñez, cosa a la que usted cierra la puerta.

Creo firmemente en las niñas, en los niños y en la niñez y creo firmemente que la formación musical durante su infancia, cosa que algunas veces les es negada por padres y por docentes, crea talentos, prodigios y genios.

No te pierdas estos vídeos…


Baterista a los 23 meses

Violinista de 3 años

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *